Giuseppe Lo Schiavo

Dentro de la obra de Lo Schiavo no solo encontraremos una fotografía en sí, en ella hallaremos un elemento oculto a plena vista que las hace únicas y de lo más enigmáticas.

Giuseppe, que estudió como otros muchos fotógrafos otra carrera que no es la fotografía en sí, se licenció en arquitectura por la Universidad de La Sapienza de Roma, y posee una especialización en arquitectura 3D. Tras invertir 5 años trabajando en un famoso estudio de diseño de Roma, en 2013 decidió dar el paso y convertirse en fotógrafo a tiempo completo, lo que le supuso el reconocimiento internacional en dicho campo, exponiendo en la galería Saatchi de Londres. Tras desarrollar varias series fotografías como Ad Vivum, una colección de retratos inspirados en los maestros flamencos, Levitation, donde elevaba los monumentos clásicos de la historia del arte como El Coliseo, El Partenón, La Torre Eiffel o el Cristo Redentor sobre una gran roca que levitaba en el espacio infinito; o Art Currency, una serie de obras que investiga la conexión, a veces degradantes y, en ocasiones estimulante, entre el arte y el dinero. Creaciones claramente inspiradas por su gran pasión: la historia del arte, absorbida por su largo periodo en Roma, pues en ellas encontramos el surrealismo de Magritte, o el pop art y el futurismo de Boccioni.

wind-sculptures-balos-2015wind-sculptures-glacier-lagoon-2015wind-sculptures-niki-tis-samothrakis-2015

Finalmente, en 2015 llega el que será su último, pero actual trabajo, pues esta serie, sigue fluyendo por exposiciones de toda Europa sin descanso, siendo el pasado mes de julio Munich el último lugar de residencia de esta serie fotográfica. Wind Sculp­tures, un proyecto experimental que se llevó a cabo entorno a Europa: Italia, Grecia, Francia, Suiza, Portugal, Reino Unido e Islandia, encontraremos al propio artista participando en algunas de sus obras, donde el foco de atención se centra en la misteriosa figura que protagoniza las escenas, y cómo este juega e interactúa con el viento, a través de una manta metalizada: “El material utilizado para mi proyecto es el mismo utilizado por la guardia costera para proteger a los migrantes del frío o del sol tan pronto como llegan a la costa del mar. La manta térmica es un material icónico, un símbolo de la salvación y la generosidad del ser humano”. Generando así composiciones únicas y abstractas. Una unión empírica de la escultura teatral y la naturaleza.

wind-sculptures-iceland-seljalandsfosswind-sculptures-iceland-national-park-2015wind-sculptures-iceland-skogafoss

Con esta idea, y por su carácter impredecible y volátil, estas esculturas presentan la efimeridad propia del instante. Esta serie, fue llevada a cabo con una cámara de alta velocidad que esculpe y guarda para siempre un momento irrepetible. Además, y sin que pierda importancia, cuentan con la sublimación del paisaje angosto y a veces hostil en el que se desarrolla la acción, haciendo guiños a los pintores románticos de las poéticas de lo sublime como Friedrich o Turner, generando así una magnética sinergia y simbiosis entre el hombre, la materia y la naturaleza.

backstage-iceland

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*