Entrevista a… Fede Pouso

-¿Tienes algún recuerdo que te haya impulsado a interesarte tanto en la moda como en el arte pictórico?

-Desde muy temprana edad supe que las imágenes, los colores, las formas, la ropa y la música serían mis canales para poder comunicarme con el mundo.

_countorning-sucks_

Countorning sucks

El recuerdo más latente que tengo en mi memoria es ver a mi madre trabajar con sus oleos y sus restauraciones de muebles. Para mí la pintura siempre fue algo por lo que sentí mucho respeto y pasión, es un recuerdo que me lleva directamente a la infancia y me conecta especialmente con ella.
Luego la moda llegó a mi vida mediante los increíbles desfiles y pasarelas de los años 90 de Valentino, Jean Paul Gaultier y Dior.

En mis recuerdos siempre está la imagen de sentarme frente al televisor los sábados por la noche para a mirar esos espectáculos llenos de belleza e inspiración por horas, nunca me cansaba. Me parecía algo sublime y el trabajo de un diseñador para mí era como ser un dios creador de belleza, y yo quería ser parte de eso.

Tenía muchos sueños de niño y supe que este tipo de expresión era con la que más conectaba, la tomé como una meta de futuro y un punto de partida para mi expresión y realización.

-Sabemos que a nivel académico te formaste en moda. ¿Por qué este medio de expresión?

-La moda siempre fue mi primer contacto con el arte, para mí pintar era algo que hacía mi madre y era algo de su mundo; y yo quería construir el mío.

Decidí estudiar moda como punto de partida para mi carrera. La moda me proporcionó un abanico enorme de posibilidades, disciplinas y técnicas que iban de la mano con el arte y todo lo que conocía y era primordial en mi mundo.

Tuve la suerte de tener maestros de la vida que supieron guiarme y orientarme, entendieron mis necesidades y me ayudaron a canalizarlas.

Estudiar moda era algo orgánico y era como debía suceder todo.

La señora

La señora

-Quizás sea una de las disciplinas más caprichosas y relacionadas con la sociedad. Debido a su condición, ¿la consideras producto o arte?

-Tomo la moda como un conjunto de un todo. Para mí la moda es psicología, es sociología, es música, es el arte y es un producto; es una mirada de cómo evoluciona el mundo y cómo se expresa la vida creativa a través del tiempo y al mismo tiempo es mi forma de trabajo.

Me gusta ver a la moda no desde lo banal de vestirse y estar a la última tendencia y vender. Para mi es la expresión personal en su máxima potencia, es una manera de relacionarse y de enfrentarse al mundo desde la posibilidad de expresar una personalidad única y autentica.

-Tu relación con la pintura no ha sido tan académica. Aun así, ¿sientes que puedes expresar otros sentimientos con ella?

-Tome la decisión de no comenzar estudiando pintura ya que necesitaba reconocer en mi personalidad mi técnica y me expresión más pura sin estar deformada por conocimientos externos o ajenos. Me resultó interesante saber qué había dentro de mi mundo personal y de ver cómo lo expresaba y cómo lograría plasmarlo sin conocimientos técnicos.

Estudié mucho pasando horas en museos, leyendo y viendo los trabajos de los pintores más poderosos  y relevantes del mundo. Los sentí como maestros, los observé y aprendí de ellos.

También siempre me cojo tiempo para tomar “clases” con mis colegas o con mis maravillosos amigos en las cuales comparto conocimientos, experiencias y al mismo tiempo aprendo.

Me parece maravilloso poder ser autodidacta y aprender desde una manera super intuitiva y personal. Al mismo tiempo no descarto tomar formación académica, pero eso lo tomo como ambición personal de conocimiento y habilidades. Me encanta estudiar, también es importante. No siento que tenga que elegir, siento que tengo posibilidades infinitas.

-Estamos ante un humanista, ya que también has trabajado en el teatro junto a Santi Senso en la compañía Actos Íntimos, no sólo como vestuarista sino como figurante. Has sido parte de una obra arte, aun siendo normalmente tú el creador. ¿Qué se siente al ser uno mismo el lienzo en blanco de otro?

_las-devoradora_

La devoradora

-Creo en las sinergias y creo en la unión de los trabajos y las disciplinas. El teatro era algo que nunca había experimentado y fue algo maravilloso ya que aprendí muchísimo y disfruté siendo creador y siendo parte de él como espectador y como protagonista, como fue en el último Acto Íntimo de Santi Senso, Pornocapitalismo a sangre viva, con las actrices Ana Rujas Y Cary Rosa Varona, de las cuales aprendí mucho.

Trabajar en teatro me ayudó a vencer fantasmas personales y me ayudó a trabajar la exposición personal y la timidez. Me encanta ser partes de proyectos en los cuales hay una unión de todos los conocimientos y habilidades ya que para mí de eso trata el arte: de compartir, de mostrar y de inspirar.

-¿Tu primera serie de pinturas, Todo está bien en mi mundo, goza de un carácter metafísico?

-El trabajo espiritual es gran parte de mi vida, he aprendido mucho de gente muy sabia e interesante. “Todo está bien en mi mundo” es una frase que tomé de una autora y guía espiritual, no como haciéndola mía, si no como ayudando a que se expanda y siga su curso para que otras personas puedan acceder a esa frase que me resultó tan poderosa como sanadora.

Fue mi primera serie de acrílicos, un trabajo muy personal y especial para mí, ya que fue como un punto de partida de liberación. Esa serie retrata mi llegada a Madrid y mis sentimientos mientras me hacía un espacio en esta gran ciudad.

-En tu siguiente serie Fit-me haces una reflexión sobre el mundo de la moda. ¿Cuál es tu punto de vista y por lo tanto lo qué quieres expresar con estas obras?

Fit-me es una serie muy divertida y colorista que muestran con un halo de ironía mis pensamientos, vivencias y sentimientos desde que comencé a trabajar en el ambiente de la moda. Los acrílicos nos muestra seres/personas que representan a los protagonistas del mundo de la moda.

Más que una crítica a la moda es una crítica a los protagonistas de este mundo donde sus miradas muestran desconsuelo, cansancio, decepción y vació; pero al mismo tiempo bajo una pose y una personalidad diferente y única, creando un interesante diálogo con el espectador.

Lejos de criticar y ofender solo busco mostrar una experiencia personal que solo pudo ser contada a través de la pintura.

-A su vez, ¿con Despersonalización sigues esta línea crítica a la sociedad de consumo actual?

Me amo y me apruebo

Me amo y me apruebo

-Considero que una parte importante del arte es retratar y criticar lo que pasa en el mundo. Siento que es nuestro trabajo como artistas o creadores denunciar, hacer público y acercar a las personas que no pueden decir o denunciar los males del mundo, me parece importante y requiere de mucha valentía.

 

La Despersonalización es mi manera de criticar este momento “virtual” por el cual está siendo sometido el hombre sin darse cuenta. Es evidente el abuso de las personas sobre la tecnología y como la gran industria trabaja sigilosamente para generar individuos de poca capacidad de pensamiento propio bajo el simple recurso de la distracción y entretenimiento momentáneo para lograr la mayor desconexión posible con el mundo, con lo real y con lo que realmente importa y sucede.

Es algo que me interesa y al mismo tiempo me asusta de ver: la debilidad del hombre y de un sistema tan básico y evidente del nadie se atreve a salir.

-Tus obras presentadas recientemente en este mismito año son Las devoradoras. ¿Qué nos puedes contar de estas?

-El 2016 fue super generoso en cuanto a creatividad,  pero en cuanto a sueños creo que este año abrió algo en mi inconsciente que pude utilizar como fuente de inspiración. Mi último trabajo Las Devoradoras se crea de sueños muy profundos en el cual las mantis religiosas, para mí alienígenas, me seducían y me devoraban para quedarse con mi material genético, algo totalmente desopilante del cual tuve el lujo de poder llevarlo a la pintura y poder relajarme de tanto arte-critica que estaba generando en ese momento. Es una pequeña serie de 5 pinturas.

Ellas me encantan, ¡y en mis sueños yo les encanto a ellas!

-Finalmente, ¿dónde podemos seguirte y estar al tanto de las novedades de tu trabajo artísticos?

El pibe

El pibe

-A finales de este año comienzo un proyecto pictórico muy importante para mí que tratará sobre los indígenas latinoamericanos, sobre todo una tribu indígena del sur de la Patagonia argentina y chilena, llamados los Selknam que habitaban en Tierra del Fuego y fueron exterminados con un final tan trágico como fue ser llevados a los llamados zoológicos humanos en Europa.

Como hijo de españoles nacido en América del Sur tengo y siento un gran compromiso con ese continente y quiero retratar toda su belleza y a sus protagonistas. Me apena que la humanidad no haya podido aprender de estas tribus y las olvide tan fácilmente.

Esta es mi invitación para que sigan la creación de este proyecto y puedan conocerme más tanto a mí como a mi trabajo.

Pueden visitar mi página web www.fedepouso.com, seguirme en Facebook y en mi instagram de arte @fedepousoart

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*