Somos animales

Provistos de la inteligencia y de las manos, los primeros hombres imitaban a los animales en todo; para tejer observaban a las arañas; para construir sur primeras viviendas de barro a las alondras; para cantar y producir armonías, a los cisnes y a los ruiseñores. Por lo tanto, en todas nuestras artes estamos imitando a los animales”[1]

Es curioso que seamos un 60% de agua aproximadamente, que lo más cerca que tiene nuestro cuerpo al suelo se llame planta y nos siga fascinando el movimiento del fuego. Aun así, aunque pertenecemos a la tierra nos creemos infinitos y poseedores de lo que nos rodea. No lo malinterpretéis, la Ilustración fue el proceso inconfundible de nuestra evolución cultural y romper con los imperativos religiosos una profunda revolución de la sociedad. Aun así apartarnos de las deidades no es sinónimo de no reconocernos como naturaleza.

Jose Roda (Las muy perras)

Jose Roda (Las muy perras)

No nos engañemos somos animales con más o menos instinto, pero es un hecho irrefutable. Y quizás analizar el sistema de cambio nos haya convertido en fieras. Matamos sin necesidad, no siempre para alimentarnos o cubrir nuestros cuerpos fríos, ni por supervivencia o territorio. Asesinamos por placer, por ocio o por lo menos muchos de nosotros, aunque a los demás nos duela.

El artista, quizás la profesión más sensible históricamente siempre ha interactuado con la fauna ya sea para retratarlos junto a sus queridas familias o como iconografía simbológica. Pero a día de hoy este concepto ha cambiado. Algunos, menos de los que deberían ser por desgracia, utilizan su arte para hacer de nuestro y sobre todo su mundo un lugar mejor.

India Song, por Karen Knoor

India Song, por Karen Knoor

Un claro ejemplo de esto es la fotógrafa Karen Knorr y su proyecto India Song. Nos presenta la inminente desaparición de especies de animales, los cuales son fotografiados en sus hábitats naturales pero llevados digitalmente a palacios y templos sagrados de la India. Sin lugar a dudas, es un homenaje a esta cultura ligada al mundo animal. Y simbólicamente a las milenarias fabulas de este mismo origen Panchatranta las cuales son protagonizadas por animales que enseñan valores morales y éticos a sus lectores. Visualmente es una verdadera oda al mundo animal, humanizándolos y reconociendo su poder.

Murciélago Rabudo, por El Dios de los Tres (Biobarna)No nos hace falta salir de nuestro país para ver una acción quizás más directa. Esto lo observamos con el proyecto Biobarna, llevado acabo por “Provita Internacional” el pasado diciembre. Estos promueven sensibilizar a la población de que conviven con una serie de fauna en la ciudad de Barcelona. Para ello cuentan con la ayuda de 14 ilustradores de renombre que, sin ánimo de lucro, han realizado una serie de ilustraciones para que sean utilizadas en calendarios entre otros trabajos. El dinero recaudado por la compra de estos será para esta asociación y que así financie sus actividades. Participan grandes artistas reconocidos como el maravilloso Javier Mariscal, Naira Arrieta, Laia Arqueros, El Dios de los Tres o Nuria Riaza, entre muchos otros.

También debemos destacar el trabajo de Easy Horse Care Rescue Centre que tienen como misión rescatar a caballos, ponis y burros que han sufrido maltrato o abandono. La labor de esta asociación es encontrarles un nuevo hogar que les mime, y si no es posible cuentan con una zona en la que gracias a voluntarios cuidan de estos seres vivos. Dos de sus voluntarias realizaron una subasta benéfica en la que bastantes artistas donaron sus obras para ayudar a estos compañeros. Entre los 20 talentos que aportaron su granito de arena se encuentra Sanz i Vila[2], artista muy comprometido con la causa proanimalista que también participo en Biobarna, nombrada en el párrafo anterior. Junto a él también participaron otros grandes del panorama artístico español e internacional como Iván Solbes, Amanda Sandlin o Cinta Arribas.

Caballo Blanco, por Sanz i Vila (Easy Horse)

Caballo Blanco, por Sanz i Vila (Easy Horse)

También debemos destacar el trabajo de Rebeca Khamlichi[3] y Mari Quiñonero dos pedazos de artista que se han metido de lleno en el proyecto Las muy perras. Empezaron rescatando galgos, una raza que como sabemos es muy maltratada por cazadores, y esto les llevo a esta iniciativa. Han conseguido más de 100 artículos de artistas plásticos, actores, diseñadores, etc; los cuales son “recompensas” dadas a quien realiza donaciones para ayudar a estos perritos.

Sin lugar a dudas mientras haya personas así hay cabe la esperanza. Nuestro arte es un reflejo de la sociedad, nuestros artistas de como la percibimos. Los cambios son posibles si hay gente dispuesto a realizarlos, y en este caso no de manera desinteresada. Hazlo por los artistas, por ti o simplemente por ellos, compañeros en este gran planeta a los que también fue dado. Y tú, ¿qué más escusas tienes? ¿Qué más motivos necesitas para intentar cambiar el mundo?


[1] DEMOCRITO. Concepto de mímesis.

[2] Nos enorgullece haber trabajado con él en anteriores números recomendando su obra Los novios de Gael. Si queréis saber más sobre su libro tenéis una reseña de la sección atmosferas metafóricas en The Cultural – ISSUE 16.

[3] Podéis ver la entrevista que le realizamos en The Cultural – ISSUE 18.

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *