Greta Chicheri: El relato que busca la belleza de lo perdido y la esperanza en la especie humana

-¿Hubo algún momento en tu vida en el que te diste cuenta de que lo tuyo era el arte y la pintura? ¿Cuál fue?

-Desde pequeña me gustó la pintura. Recuerdo una vez en el colegio, en clase de arte, que mi profesora me dijo: “¿Vas a dedicarte a esto, verdad?”. Supongo que ese fue un punto de inflexión, me pregunté: “¿Podría vivir de pintar?”. Parece que sí.

11371033_1598376380428429_447306505_a-El surf significa bastante en tu obra y una de tus entrevistas dices que se acabó para ti en el momento que fuiste madre. ¿Aún no te has reconciliado con el surf? ¿Qué lugar ocupa ahora en tu vida?

-A las pocas semanas de nacer mi hijo volví a surfear. El mar ocupa un lugar importante en nuestras vidas. Además de nuestro hobbie, mi marido es instructor de surf. Él se pasa todo el día en el agua, surfeando, pescando… No podríamos vivir de otra manera, no concebimos otro horizonte.

-¿En qué momento y cómo se cruza la Galería Utopia Parkway, sitio recurrente en tu carrera desde el principio hasta no hace tanto?

-Utopía Parkway no sólo es mi galería, sino que allí también me siento como en casa cuando visito Madrid. Puedo pasarme horas escudriñando el depósito, los cuadros guardados de otros artistas, y hablando con su directora, Lola Crespo, que además es una gran amiga desde que nos conocimos cuando yo estudiaba Bellas Artes. Allí expondré Reset en noviembre.

escondidos XIV

Escondidos XIV

-De hecho me gustaría preguntarte por esta serie: Reset. En comparación con las anteriores parece que no hay ya esos tonos suaves y brillantes, se ha transformado en tonos más oscuros y apagados. ¿Qué ha pasado?

-Reset son más de 60 obras divididas en cuatro categorías: #bajas, #supervivientes, #escondidos y #desastres.  Bajo esta temática variada se aborda un tema central: el renacer o volver a empezar.

La idea surge a partir de noticias catastróficas como el desastre de Fuckusima, la desaparición de especies animales, los incendios de los bosques indonesios para el cultivo de aceite de palma, etc… Desde este punto de partida creo un relato de ficción basado en hechos reales, viajes personales e imágenes “de archivo” de mi propia memoria. Un relato que intenta buscar la belleza de lo perdido y la esperanza en la especie humana.

supervivientes XIX

Supervivientes XIX

-¿Las imágenes de los cuadros están ambientadas en África? ¿La serie la has hecho allí? ¿Sueles pintar en el exterior, cara a cara con el paisaje, o en tu taller/estudio evocando las imágenes?

-La serie #supervivientes, como bien apuntas, está inspirada en África. En concreto en Senegal. Allí viaje entre 2012 y 2013. Todos esos recuerdos brotaron ahora, años después, en mi estudio de Fuerteventura. No suelo pintar in situ, tampoco copio de fotografías, aunque ambos recursos me ayudan en el proceso creativo. Lo que pinto pasa por el filtro de mi memoria y mi imaginación. Podemos decir que es una ficción basada en hechos reales.

-Tus obras anteriores están conectadas sin duda con Fuerteventura. ¿Qué te aporta Fuerteventura que no te aportaba Galicia?

-La tierra y el paisaje es como el amor: te enamoras de alguien y te sientes en el paraíso pero seguramente si estuvieras en otro sitio, con un poco de suerte, también te enamorarías de otra persona. El paisaje, aunque primordial, no hace a la pintura sino que es el pintor el que crea a través del paisaje. Lo que quiero decir es que si hubiese vivido en Galicia, en el Caribe o en cualquier otro lugar también habría pintado la misma esencia, solo que otra realidad.
Galicia es una tierra maravillosa y ahora, que no vivo allí, me doy más cuenta de ello. La sorpresa visual que sentí al llegar al desierto de Fuerteventura, en contraposición con el verde gallego, fue sin duda un gran empujón para pintar, pero la belleza está en todas partes, sólo hay que saber encontrarla.

17437847_1960122550885821_845141296317202432_n

-Presuponiendo la importancia que le das a la naturaleza, ¿qué opinión te merece el caso de la montaña de Tindaya?

-El caso de la montaña de Tindaya no tiene nada que ver con el arte. Chillida fue un gran escultor, de eso no hay duda, pero el arte no puede estar por encima de todo. Me refiero a la gente, a sus creencias, al respeto por la naturaleza, etc. Además Tindaya ya tiene arte: arte rupestre, podomorfos grabados por los primeros aborígenes.
 Lo peor de este caso es que el arte sólo es una disculpa, o más bien un velo para ocultar intereses económicos como la extracción de la traquita. En toda esta historia además ya han desaparecido 30 millones de dinero público. El proyecto de Chillida se debe quedar en maquetas, dibujos y textos, que es lo que quiere la inmensa mayoría de esta isla.

-La arquitectura y las construcciones también están en el centro de tus obras. En contraposición con Fuerteventura y su modelo de desarrollo, ¿qué opinas de las grandes ciudades y construcciones actuales? ¿Crees que podrías vivir en una ciudad como Madrid o Barcelona?

desastres VI

Desastres VI

-Sinceramente yo ya no podría vivir en una ciudad, y mi familia tampoco; nos gusta demasiado la soledad del paisaje. De hecho, a veces pensamos en emigrar a lugares más salvajes porque no nos gusta la deriva que está tomado la isla, enfocada a satisfacer los intereses de un turismo poco sostenible (ejemplo de ello es la reciente aprobación de la Ley del Suelo por el Gobierno Canario).
Creo que debemos preservar más el campo, y que las ciudades, como núcleos fundamentales y necesarios, deberían evolucionar hacía sistemas menos contaminantes. Me gusta imaginar urbes futuristas, con rascacielos cubiertos de vegetación y vehículos movidos por energías renovables.

-Sé que eres una gran viajera. ¿Cuál es el destino que más te ha impactado y por qué?

-Es muy difícil responder a esa pregunta. Tengo la capacidad de sorprenderme fácilmente y no necesito ir muy lejos. Ha habido sitios lejanos, como los templos perdidos en la selva en Ankor (Camboya), que me impactaron mucho; pero las playas de Cofete, en Fuerteventura, o las de la Costa de la Vela, en Pontevedra, por decir dos lugares muy familiares para mí, me siguen impactando cada día.

15802896_1652354415057731_2390596200161083392_n

-Después de traer ‘Reset’ a Tenerife (Sala de Arte Contemporáneo de Santa Cruz de Tenerife), ¿dónde podremos verte de nuevo? 

-Hasta setiembre estoy exponiendo “Territorios ignotos” con Noelia Villena, en El Almacén de Arrecife. En noviembre, como os decía, estaré en Utopia Parkway, Madrid con Reset.

You may also like...

1 Response

  1. Alejandro dice:

    Buenas, mi voto enteramente lo tienes, comentarte que me parece una idea increíble, más por ese apoyo que el arte en si necesita para ser conocido aquí en las islas, soy artista también, diseñador gráfico y maquetador, cualquier aporte que pueda hacer, no dudes alejandrofdeztf@gmail.com, un saludo y a por todas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*